Pagos online: Las mejores pasarelas de pago en Internet

Si tienes una tienda online o compras habitualmente en línea, seguro te has preguntado en alguna ocasión cuál es la plataforma de pagos online más conveniente. O, si hay alguna diferencia significativa entre ellas.

Cada vez existen opciones más diversas a la hora de completar una compra que nos hacen dudar de cuál deberíamos escoger. Ni hablar si tienes una empresa y ya tienes toda la web lista pero te encuentras con decenas de plataformas distintas.

Por un lado, nos encontramos con plataformas de empresas privadas que funcionan exclusivamente para ofrecerte una solución a tus pagos y, por otro, nos encontramos con pasarelas que operan los bancos, en la mayoría de los casos, a través de la plataforma RedSys. En ambos casos, proporcionan un método de pago seguro y cifrado. Sin olvidar las transferencias bancarias y los pagos contrareembolso. Estos últimos, concentran en actualidad alrededor del 20% de ventas.

Las Ecommerce utilizan en la actualidad entre dos y tres pasarelas de pagos online distintas. Te hablaremos de cuáles son las plataformas más habituales y en qué se diferencian para que puedas elegir la mejor para ti.

 

Pasarelas de pagos online de banco

El banco que opera la cuenta bancaria a la que vaya destinado el dinero es quién proporciona la pasarela de pago. Es la opción más común elegida por más del 60 por ciento de ecommerce. Las comisiones y el tiempo de activación dependen de cada banco.

Para el comprador no suponen diferencia pero para la tienda, el ofrecer esta opción en algunos casos puede tener una cuota de apertura (que puede ser gratuita o ascender hasta los 100 euros), una comisión fija por venta (que suele estar situada en torno a los 0,06 hasta 0,38 céntimos), comisión porcentual por venta (que suele ser entre el 0,06% y el 2%) o una cuota de mantenimiento (se paga mensualmente y tiene un límite de pagos mensual).

 

Paypal

Seguramente la hayas utilizado o tengas una cuenta Paypal, y no es de sorprenderse, porque esta empresa está en funcionamiento desde hace ya más de 20 años.  A lo largo de todo este tiempo se ha ganado la confianza de todos los usuarios que la utilizan. Muchas veces, incluso, suele estar preactivada al momento crear la tienda online. Con ella, puedes hacer compras online o enviar dinero a usuarios que usen la plataforma. Cobran una comisión de un 3,4% más un cargo fijo de 0,35€ y están presentes en más del 80% de las ecommerce actualmente.

 

Stripe

Puedes verla en muchas tiendas, aunque menos de lo que se podría encontrar por sus condiciones. Se trata de una plataforma relativamente nueva que aún no se conoce tanto como otras. Se puede activar en solo unos minutos y no tiene coste de apertura ni de mantenimiento. Tiene un cargo fijo por venta de 0,25€ y, además, una comisión por venta de 1,4% con tarjetas de la UE y un 2,5% con las del resto del mundo. Las tarjetas aceptadas son limitadas. Si se quiere cobrar un pago con otra tarjeta, la venta tienen un cargo extra que depende de la tarjeta utilizada.

 

Bizum

La gran alternativa a Paypal, no tiene aún un gran uso, pero es relativamente joven en el mercado y su tendencia es seguir creciendo. La razón por la cual no ha tenido gran impacto todavía en las ecommerce es que muchos pequeños clientes creen que al tener instalada la aplicación ya pueden utilizarla para generar pagos online.

Lo cierto es que para poder efectuar la compra se necesita una clave especial otorgada por Bizum que hay que solicitar. Los costes de este servicio dependen de lo que marque el banco receptor del pago y no de la misma compañía, por ello las comisiones son variables.

 

Lupay

Esta empresa funciona de forma muy similar a Bizum. También nació como alternativa a la gran Paypal y fue creada por Redsys, la principal proveedora de soluciones de pago online para entidades bancarias. Por ello, también en este caso, los costes de la plataforma están asociados con los bancos ya que es un gestor de tarjetas en línea.

 

Pagos online en cuotas o aplazados

Otra opción, es darle al cliente la posibilidad de realizar pagos aplazados y para esto, hay tres plataformas que se destacan: Pagantis, Sequra y Aplazame. De estas tres, Sequra es la única que no tiene un costo fijo sino que depende de la cuantía de la compra, mientras que Pagantis cobra un porcentaje fijo del 2,5% de comisión por venta y un 35% TAE. Y, la financiera española Aplazame, cobra del 0 al 1,5% de comisión a la ecommerce y un 16,02% TAE, convirtiéndose esta última en una gran opción.

 

Contrareembolso

Podríamos pensar que el pago contrareembolso es una opción que quedó obsoleta, pero lo cierto que es este medio de pago otorga una mayor confianza al comprador al abonar recién una vez que reciba el pedido.

Los cargos y comisiones por este servicio dependen exclusivamente de los acuerdos con las empresas de logística que contrate la ecommerce. Y, aunque hay gran variedad, la comisión fija suele estar entorno a los 2€ y la comisión por venta es de alrededor del 2%.

 

Transferencia bancaria

Este método de pago es el único que se cobra casi exclusivamente al comprador ya que depende del banco emisor de la transferencia y los acuerdos que tenga pactados con el cliente. Para el receptor del pago, es decir, la ecommerce, es gratuito o tiene un costo muy bajo. La desventaja además, es que la validación del pago no es automática y tiene que haber un responsable en la tienda que verifique que el pago se efectuó de forma correcta para dar curso al pedido.

Hay muchas ecommerce que ofrecen descuentos por este medio de pago al no suponerles un costo extra como el resto de opciones, así que, puede ser una opción atractiva para el cliente porque puede suponer un ahorro.

 

Conclusiones

Si eres cliente, el mejor método de pago depende de la forma en la que quieras pagar. Por ejemplo, si quieres pagar en efectivo, quizás sea buena opción la transferencia bancaria si la tienda online ofrece una mejora de pago. Si quieres pagar en cuotas y hay varias opciones que escoger, deberás buscar en ese momento cuál es la que te ofrece un interés menor.

Si tienes una tienda online, primero, deberías pensar en cuál será el ticket medio, la forma preferida de pago y de dónde serán principalmente tus compradores. Así, podrás elegir la opción que les suponga menos costosa y más simple a tus clientes y que tenga una menor comisión por venta.

 

Finalizamos con un vídeo realizado por el consultor de E-comerce Antonio Cantero. En él hará una comparativa detallada de las principales pasarelas de pago actuales. ¡No te lo pierdas!.